Warning: call_user_func_array() expects parameter 1 to be a valid callback, function 'divichild_enqueue_scripts' not found or invalid function name in /shared2/wordpress-divi/volvo/wp-includes/class-wp-hook.php on line 308
Cinco consejos para ahorrar con un coche eléctrico cuando la luz está por las nubes - Innovación Volvo - Xataka
 
Xataka
Contenidos contratados por la marca que se menciona.

+info

El sector energético ha sido protagonista en las últimas semanas por la escalada en los precios de la energía eléctrica. Jamás conocimos de forma tan actualizada el precio oficial del megavatio hora. Pese a estos elevados precios, los conductores de modelos enchufables eléctricos no tienen por qué preocuparse en exceso.

Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro

Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro
El auténtico SUV urbano 100% eléctrico, que viene a revolucionar el sector con sus más de 400 kilómetros de autonomía y una potencia de 408 CV. Para que puedas disfrutar al máximo de la carretera de la forma más sostenible.

Afectada por los precios del gas y los derechos de emisiones, entre otros motivos, el precio de la luz marca récord históricos. Los detractores de la movilidad eléctrica no han tardado en ver esto como un impedimento capital para el coche eléctrico. Alguna cabecera nacional ha titulado ya que tales precios pueden frenar el auge en las matriculaciones.

Sin embargo, la realidad del mercado energético sigue repleta de oportunidades y ventajas económicas para aquellos que deciden pasarse al coche eléctrico. Por mucho que siga subiendo el precio de la energía (a medio plazo los expertos auguran que persistirá la tendencia ascendente), de momento no debería afectar de forma violenta al coche eléctrico.

Conducir un modelo 100 % eléctrico como el Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro continuará siendo mucho más barato que uno térmico, en términos de mantenimiento y gasto en energía o combustible. Y más teniendo en cuenta que los precios del crudo también van al alza.

Lo cierto es que aquellos que optan por un coche eléctrico pueden aprovechar mecanismos del mercado para salir airosos de la actual subida del precio de la energía. Veamos en qué consisten a modo de recomendaciones básicas.

1. Las ventajas del mercado libre de la electricidad

Uno de los pasos fundamentales a la hora de adquirir un coche eléctrico consiste en determinar de qué manera lo recargaremos. Teniendo en cuenta que la carga actual de los coches eléctricos es doméstica en su esencia (en Estados Unidos, por ejemplo, el 84 % de la cargas se producen en casa), casi todos los conductores se preguntan si han de cambiar las condiciones de su tarifa con la compañía eléctrica.

Aquí es donde se produce la primera gran diferencia que beneficia a todos aquellos que optan por contratar una tarifa específica para coche eléctrico que los sitúa en el mercado liberado. A fecha de hoy, en España, existen cinco grandes comercializadores que ofrecen tres franjas estándar, siendo la nocturna o supervalle la más provechosa.

El precio del kWh se mueve entre los 3 y los 9 céntimos en esa franja que va desde la 00:00 a las 8:00 horas. Aunque depende de cada contrato, las subidas en el precio de la energía eléctrica no están atacando a esta franja del mercado libre (ni a las otras).

Diferente situación viven aquellos sujetos al mercado regulado, que sí notan ya en la factura el incremento en el recibo. Por eso, una opción acertada para los conductores de coches eléctricos puede ser ampararse en una tarifa del mercado libre.

Eso sí, tarde o temprano, a tenor de la tendencia del mercado, las comercializadoras podrían terminar elevando también sus tarifas. Hasta la fecha, esas subidas en el mercado libre no se están notando al mismo nivel.

2. Primar la autonomía en la elección de un coche eléctrico

Puede parecer una obviedad. Si pensamos en comprar un coche eléctrico, la mayor o menor autonomía se torna como un factor crucial. Condiciona nuestro recorrido y radio de acción con una sola carga. Es decir, hasta dónde podremos llegar.

Sin embargo, las primeras reflexiones no suelen reparar en la importancia de la autonomía en relación con el coste de la recarga. No es lo mismo un modelo con poco más de 200 kilómetros homologados que uno con más de 400 kilómetros. El último nos otorgará más libertad espacial y temporal.

Podremos transitar de un punto a otro más lejano sin necesidad de recargar en un punto que resulte más caro; o apurar la autonomía para no salirnos de las franjas horarias en las que la energía es más barata. Es ahí donde reside uno de los grandes aciertos de los 418 kilómetros en ciclo WLTP del Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro, gracias a su pack de 78 kWh.

3. Instalar un mural de carga doméstico o Wallbox

La instalación de un punto de carga doméstico se encuentra muy relacionado con lo anterior. Una obra menor de estas características nunca había sido tan accesible como en la actualidad. Además, es posible tanto para garajes privados como para públicos.

En general, la necesidad de contar con un equipo así depende de los kilómetros diarios que necesitemos recuperar. Sin embargo, puede traer más beneficios, sobre todo en modelos como el Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro, dada su gran autonomía.

¿Por qué? Porque nos permitirá recuperar más kWh en el mismo tiempo. Hay que tener en cuenta que el mural de carga permite una mayor velocidad de carga.

Si ponemos como ejemplo un Wallbox que otorgue una potencia de 7,4 kW, recuperaríamos en las ocho horas de la franja valle nocturna casi 60 kWh de los 78 kWh que atesora la batería del Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro.

Esta capacidad brindaría más de 300 kilómetros a coste marcado por el mencionado intervalo de entre 3 y 9 céntimos con una tarifa para coche eléctrico del mercado libre. Incluso en el mercado regulado, dado sus precios superiores, contar con una Wallbox se antoja aún más necesario para rentabilizar la recarga.

4. Planificar la recarga

La planificación y programación de la recarga son estrategias que se desprenden de todas las recomendaciones vistas hasta ahora. Aun así, no está de más que, ante el incremento del recibo de la luz, adquieran un cariz más relevante.

Conviene no perder ese afán por anticipar en la medida de lo posible los kilómetros diarios o semanales que realizaremos. Esto también está relacionado con la elección del Wallbox. Existen algunas cajas que presentan una inteligencia muy útil para personalizar la recarga.

De este modo, podremos gestionar de forma más pormenorizada y ajustada cuánto energía necesitamos recargar, evitando cargar de más o descuidos que nos obliguen a recurrir a la red de recarga pública.

5. Un uso inteligente de la recarga pública

Es innegable que la infraestructura de recarga pública resulta todavía muy insuficiente. Las administraciones prevén suplir esto en los próximos años con una cuantiosa inversión. Esta cuestión ha provocado que la red pública presente unos precios elevados (no más que lo que cuesta el combustible fósil, pero elevados aun así) para cargar un coche eléctrico en la calle. Estos subirán, además, si el coste de la energía continúa subiendo.

Pero no está todo perdido. No todos los puntos de recarga públicos poseen el mismo coste. De hecho, existen puntos de carga a un bajo precio o gratuitos. Incluso los hay que llegan hasta los 22 kW de potencia. Suelen proliferar en algunos núcleos comerciales o vienen auspiciados por corporaciones locales.

Dentro de la planificación, apps como Volvo Cars (antes denominada Volvo on Call) o comunidades como Electromaps ayudan a los conductores de modelos eléctricos a encontrar esos puntos de recarga.

En cualquier caso, parece claro que los precios de la energía eléctrica no tienen por qué detener el avance de modelos eléctricos como el Volvo XC40 Recharge Eléctrico Puro. Aparte de los recursos e instrumentos que los conductores tienen a su alcance, la transición energética hacia fuentes renovables y eficientes debería traducirse en un recibo también más eficiente para el bolsillo.